Hace 20 años aproximadamente tuve oportunidad de ver como un gigante de la industria de TI (en ese momento) comenzó a perder mercado, en gran parte por su arrogancia y por otro lado por no tener un método para hacer llegar su tecnología a más empresas y personas a través de un canal de socios de negocio.

Por otro lado venía con mucho ímpetu, frescura e innovación una nueva empresa en el mercado que reunía todos los atractivos para hacer negocio y con productos que daban ganas comprar por todos los consumidores. El modelo de negocio fue innovador a través de redes de empresas en todo el mundo que fueron llevando esta tecnología al mercado empresarial, gobierno, educación, hogar, etc. un modelo sin duda de ganar (para el fabricante), ganar para el canal y ganar para el consumidor, ha funcionado así por muchos años.

Pero sigamos con la historia de aquel gigante, con el paso de aquellos años pudimos observar como la empresa de TI se volvió arrogante creyendo que podía sola llegar a los clientes y seguir dominando el mercado. Cambio su modelo de ganar-ganar-ganar por un modelo donde solo ellos ganaban y los demás que se las arreglaran como fuera. Por otro lado comenzaron a surgir nuevos jugadores (empresas) con la frescura de negocio e innovación que hicieron ver al gigante como un competidor obsoleto y en decadencia y a la postre así fue.

A pesar que hoy siguen en el mercado, no queda mucho de lo grande que fueron. Vendieron muchas de sus unidades de negocio, otras las desaparecieron, algunos productos ya no existen y se enfocaron finalmente a atender un mercado especifico y más pequeño. Nunca se dieron cuenta de estos acontecimientos y por ello fue demasiado tarde cuando quisieron reaccionar. Tuvieron la gran oportunidad de renovarse, enfocarse a sus canales, darles mas valor, invertir en ellos y tomaron la decisión de hacerlo solos, el resultado lo sabemos, perdieron la carrera.

Cuando una empresa se preocupa solo por sus ganancias, sus acciones en la bolsa y se olvida del ecosistema, tiende a sucumbir. Ellos predicaban que su éxito estaba basado en su canal de distribución pero dejaron de invertir en el. En lugar de darles herramientas les pidieron que pagaran por ellas e incluso buscaron generar utilidades directas de sus propios canales. Si su éxito realmente eran los socios, porque dejaron de invertir en ellos y más bien explotarlos hasta el punto que los perdieron y estos se cambiaron por opciones más frescas, innovadoras que si buscaban un modelo ganar-ganar-ganar.

REFLEXIÓN: ¿Estaremos viviendo situaciones similares con diferentes jugadores en la industria?. La historia nos dará la respuesta.

Saludos! y seguimos compartiendo información.

UAN 🙂